lunes, 25 de julio de 2011

Peña Barragana y Pico Meloita desde Caldas de Luna

CALDAS DE LUNA - PICO MELOITA-  PEÑA BARRAGANA - CALDAS DE LUNA

DISTANCIA TOTAL: 12,5 KILÓMETROS

DESNIVEL ACUMULADO: 1.000 METROS


Dejamos nuestro vehículo en el pueblo leonés de Caldas de Luna,   desde la iglesia del pueblo tomamos un camino que se dirige hacia la autopista del Huerna, justo antes de llegar a la altura de esta, vemos una carreterina recién asfaltada que corre paralela a la autopista con dirección al Balneario de Caldas. Tomamos esta carretera a nuestra izquierda en dirección al Balneario, hasta que nos topamos a nuestra derecha con un camino hormigonado que salva la autopista por debajo de esta. El camino hormigonado muere en la entrada al area de servicio de la autopista. Aquí parte un ancho camino en dirección este (E) nosotros hemos de abandonarlo a los pocos metros (por este camino realizaremos el descenso) para girar bruscamente a nuestra derecha en dirección suroeste (SO)para ascender a una horcada que da paso al valle de la Aronga y que señalo en la foto.


A nuestras espaldas el pueblo de Caldas y detrás la impresionante foz de Pincuejo. Una buena indicación para reconocer el lugar del ascenso es seguír el tendido eléctrico que parte del pueblo de Caldas.


Superada la horcada (1.310 m.) damos vista al valle de la Aronga, seguiremos por pequeños senderos para ir dirigiendonos al fondo del valle.



Pasado unos metros el valle se vuelve mucho más amplio, siempre cerrado al norte por las verticales paredes de las Peñas del Prado



Tenemos que ascender la totalidad del valle de Aronga hasta el collado homónimo que señalo en la foto, a su derecha vemos la cumbre del Meloita, primera de las cumbres que subiremos hoy.



Llegando al collado de Aronga echamos un vistazo atrás hacia el valle que hemos recorrido.


Llegamos al  Collado Aronga (1.633 m.) donde damos vista al amplio y bonito valle  de Arbás donde se asientan los pueblos de Casares y Cubillas de Arbás y el embalse de Casares.


Para ascender al Meloita lo rodearemos por su izquierda para situarnos en su vertiente noreste (NE), al superar un tramo rocoso damos vista a esta clara canal herbosa que nos lleva a un collado desde el que ascenderemos los últimos metros que restan hasta la cumbre por su vertiente oriental.


En la ascensión al collado vemos detrás el collado de Aronga y la impresionante pared de la Peña del Prado.


Una vez en el collado giraremos a la derecha para ascender a la cumbre del Meloita, la ascensión es facil aunque requiere usar un poco las manos.  Si nos fijamos en la foto vemos que este collado divide la cumbre en dos, nosotros subiremos a la más occidental y con mayor altura, no obstante la cumbre oriental que vemos al fondo en la foto debe de tener unas vistas inmejorables sobre el valle de Arbás (nosotros no subimos por la niebla que cubría el valle)


Cumbre del Meloita (1.839 m.).
Este peñón calizo que cierra el valle de Arbás por el oeste, a pesar de su modesta altitud ofrece unas vistas muy agradecidas.


En especial hacia el embalse de Barrios de Luna al oeste.


Hacia el sur Aralla de Luna y el Cerro Pedroso envuelto en nubes.


Nos asomamos al valle de Aronga por el que hemos ascendido y cerrandolo por el otro extremo la cresta occidental de las Peñas del Prado.  Al fondo cubierto por las nubes la cumbre del Cirbanal.


Abandonamos la cumbre para realizar el descenso por el mismo recorrido hasta regresal al collado de Aronga.


Desde las proximidades del collado de Aronga. Pasaremos a la falda contraría, en contreto recorreremos la falda de las Peñas del Pando en dirección noreste. Se trata de un terreno muy incomodo ya que no existe sendero.  Nuestra primera referencia es una pequeña planicie en la mencionada falda y que vemos al final de la última flecha que marco en la foto.


Un vistazo atrás nos permite ver claramente el lugar por donde ascendimos y descendimos del Meloita


Manteniendo la misma altura desde el Collado Aronga llegamos a la mencionada "llanada" desde donde observamos las Peñas del Prado.


Una pequeña canal a nuestra izquierda se convierte en el único punto debil para superar los murallones calízos que tenemos a nuestra izquierda, una llamativa zona de roquedo de tono oscuro nos sirve de referencia para encontrar esta pequeña canal.


La pequeña canal de solo unos 50 metros de desnivel, nos alza a una collada (1.650 m.). Un vistazo atrás desde dicha collada.


Tras la collada hemos de girar a nuestra izquierda en dirección noroeste (NO) para ascender por una canal herbosa de mayores dimensiones


Ascendiendo por la mencionada canal.


La canal nos asciende hasta el collado de Prado Bueyes (1.765 m.) desde donde damos vista al pueblo de Caldas de Luna.  Desde aquí solo nos resta acomoeter la subida (marcada con algun jito) a la larga crestería que nos separa de la cumbre de la Peña Barragana.


En este bonito tramo de cresta vemos detrás nuestra el Collado Prado Bueyes y detrás las Peñas del Prado


Cumbre de la Peña Barragana (1.862 m.)


Esta cumbre tiene unas vistas espectaculares (aunque las nubes restaron algo de estas) pero sin lugar a duda lo más espectacular es la vista sobre el valle de Arbas con el pueblo de Casares a vista de pájaro.


En primér termino el tunel de Alceo divisoría entre Arbás y Luna al fondo el Cerro Pedroso.


La vertiente norte de la Barragana se desploma en una pared vertical de unos 150 metros de desnivel sobre el collado Ferreras que vemos en primer término en la foto.  Al fondo todavia cubierta por las nubes la cumbre de la Cirbanal.


Pico Meloita (izda.) y Peñas del Prado a la derecha del Meloita.


Despues de disfrutar un buen rato de las impresionantes vistas de la cumbre, descendemos nuevamente al Collado Prado Bueyes.


Desde el collado ya podemos ver casi nitidamente las peculiares formaciones rocosas de la Cirbanal y el Forcao.


Desde el collado bajaremos por la vertiente contraria a la que hemos subido para dirigirnos al collado Ferreras (1.720 m.) desde donde vemos las verticales paredes que forman la cara norte de la Barragana.


Desde el collado Ferreras se abre un valle que en dirección oeste desciende hacia Caldas de Luna y por donde bajaremos.



En la parte baja del valle nos encontramos con esta cabaña (1.420), en sus proximidades tenemos una fuente abrevadero de un tamaño considerable.  Desde la cabaña arranca una pista que en dirección suroeste nos llevará hacia Caldas


Un vistazo atrás hacia el valle de Ferreras por donde hemos descendido.


Antes de llegar a Caldas pasamos por una preciosa zona de praderías con unas fabulosas vista del pico Forcao

domingo, 17 de julio de 2011

LUANCO - CANDAS - XIVARES

LUANCO - CANDAS - XIVARES

DISTANCIA TOTAL:  12 KILÓMETROS

DESNIVEL ACUMULADO: 200 METROS

DESCARGA DE TRACK 

NOTA:  ESTAS DISTANCIAS SON DE LA TRAVESÍA ENTRE  LUANCO Y XIVARES DEJANDO UN VEHÍCULO EN CADA LOCALIDAD.

TRAMO 1: LUANCO - CANDAS



 Partimos de la bonita villa gozoniega de Luanco, concretamente de la playa de la Ribera.
Como curiosidad en ella se celebra un torneo de tenis de exhibición , siendo el único en el mundo que se organiza sobre la arena de una playa durante la bajamar. Se disputa entre los meses de julio y agosto, coincidiendo con una semana de mareas en bajamar de tarde-noche. En 2006 fue declarado como fiesta y actividad de interés turístico . En la playa se instalan gradas para más de 2.000 personas, que unido a las condiciones naturales del entorno permiten alcanzar un aforo próximo a los 3.000 espectadores. Se instala luz artificial para que los partidos se puedan disputar por las noches


Tomamos la antigua carretera Luanco-Candas y a los pocos metros tomamos un camino a la izquierda que entre las viviendas nos acerca a la pequeña cala de Samarincha  que en pleamar desaparece


Un pequeño sendero junto a huertos y prados nos acercará a la playa del Aramar o del Dique por su extremo occidental donde se encuentran los restos de la instalación de un antiguo puerto


Este pequeño puerto era utilizado para la botadura de las embarcaciones del extinto astillero de los hermanos Artime, donde se construían embarcaciones de madera de forma artesanal.


Seguimos recorriendo en toda su longitud esta playa de Aramar, en su mayoría de cantos rodados. Se trata de una ensenada encerrada por varios islotes, destacando sobremanera la Isla del Carmen al este y que vemos en la foto.  En ella se encuentra la ermita dedicada a la virgen del Carmen. Se tiene conocimiento de que la zona era utilizada para cultos religiosos desde la época del Imperio Romano (Al parecer, el nombre de Aramar procede de "ara maris", altar del mar, por lo que es posible la existencia de un templo romano en la Isla del Carmen, quizá bajo la capilla que en ella se encuentra). A la isla se puede acceder  en las bajamares. Todos los años se celebra una misa el día 16 de Julio en la festividad del N. Sra. del Carmen.
.


Playa de Aramar desde su extremo oriental con Luanco al fondo.


A continuación de Aramar y superando la isla del Carmen se halla la Playa del Carmen, sin más interes que el de tratarse del mejor acceso en bajamar para llegar hasta la mencionada isla. 


Ascendemos por pista hasta las casas que forman Alto del Monte, seguimos unos metros por la antigua carretera Luanco-Candas para a los pocos metros desviarnos a la izqierda por una carreterina que nos lleva en dirección a la  playa de La Gargantera que vemos en la foto.


A continuación de la Gargantera se encuentra la ensenada de Bigaral tambien conocida como Playa de Los Cristales,  en ella se situaba un antiguo vertedero de residuos sólidos, con gran proliferación de botellas de vidrio. La acción del mar fue redondeando los innumerables cristales en que se fragmentaron estas botellas, que luego se incorporaron a la playa . Su denominación inicial se asocia a la abundancia de bígaros. Es muy interesante advertir junto a la playa la presencia del utillaje para la extracción del ocle.

 
Estos restos de cristales ya incorporados a la playa la podeis ver claramente en la parte final de este video:


Seguimos avanzando en dirección este (E) pegados a la linea costera pasando por una zona de pequeños islotes que con la niebla que estaba surgiendo adquirian una mayor belleza, en esta zona se encuentra la minuscula cala pedregosa de La Fuentina.


Seguimos avanzando y la proxima playa o cala que nos encontramos antes de llegar a la más famosa playa de San Pedro de Antromero es la Playa del Sombrao.  Desde ella vemos entre nieblas el faro de Candás


Anexa al Cuerno por un pedrero se encuentra la pequeña cala del Cuerno


Llegamos a la más conocida Playa de San Pedro de Antromero



Una curiosidad geológica que tiene esta playa es una gran plataforma de abrasión en flysch.


Desde San Pedro de Antromero continuamos la linea de costa, teniendo que atravesar una zona de praderías sin que exista ningun sendero.


Vamos ganando altura en dirección al cementerio San Bernardo de Candas mientras dejamos a nuestros pies pequeñas playas como esta de Sofín 


Superado el cementerio de San Bernardo descendemos hacia la localidad de Candás.


TRAMO 2:  CANDAS - XIVARES


 Nos dirigimos al puerto de Candás En la zona conocida como “La Pregona”, se encuentra La Peña Furada,  formación rocosa con forma de zapato de tacón   Su cima fue recortada para apoyar una de las columnas del teleférico, utilizado para el transporte de mineral del monta Fuxa hasta las obras del puerto. Detrás de la furada vemos el faro del Paseo Marítimo colocado en 1.904 sobre la peña de Los Angeles   para servir de guía a los barcos hasta 1917, fecha en la que entra a funcionar el actual faro de San Antonio. 


Recorremos el paseo marítimo de Candás, pasando junto a la playa de La Palmera


Terminado el paseo marítimo seguimos por la antigua carretera de Candás a Gijón hasta llegar al cruce que a nuestra izquierda nos lleva a la Ciudad Residencial de Perlora, en su entrada se encuentra la playa de Huelgues, protegido del oleaje por las grandes rocas que sobresalen del agua.


Seguimos recorriendo cercanos a la linea de costa, esta ciudad residencial de Perlora inicialmente concebida como una ciudad sindical para el retiro vacacional de trabajadores, La Ciudad Residencial conoció un gran auge entre los años 70 y 80, en los que llegó a adquirir renombre a nivel nacional. La llegada de los 90 supuso una merma en la afluencia de publico y un progresivo abandono de las instalaciones que culminó con la decisión del gobierno del  Principado (su último titular público) de privatizar la gestión. El complejo actualmente se haya en un estado de semi-abandono. No obstante, sigue congregando a multitud de visitantes todos los veranos que se acercan a disfrutar de sus playas y sus áreas de recreo.
Podeis ver más detalles de la historia de este complejo así como fotos de sus edificiaciones y estado de estas en este enlace de un blog amigo.


El entorno en el que se situa este complejo es precioso, bonitos arenales y unas calas como esta de la foto que invitan a un irresistible chapuzón.


En el extremo más oriental de Perlora se encuentra la playa de Carranques, dividida en dos por un saliente rocoso.


Desde las proximidades de la playa de Carranques, arranca la denominada Senda Verde del Tranqueru, que nos llevará hasta Xivares. Esta senda transcurre por la antigua  caja del ferrocarril conocido como “El Carreño” y que nos permite   recorrer a media ladera  los  llamativos  acantilados del Tranqueru.



Las obras de consrucción de "El Carreño" se iniciaron en 1902 terminando 7 años despues. El dificil paso del Tranqueru obligó a la ejecución de altos muros de contención de sillería y dos túneles revestidos de ladrillo.
Originalmente el ferrocarril se dedico exclusivamente al transporte del mineral.  El 20 de junio de 1917 se inauguró el servicio de pasajeros entre Gijón y Candas.


"El Carreño" a su paso por el Tranqueru, tuvo que enfrentarse a frecuentes cortes de circulación provocados por deslizamientos de tierras y caída de rocas.  Para evitarlos se proyectó una visera inclinada de hormigón armado que protegía la vía.  Sin embargo a la larga se optaría por modificar el trazado dejando sin uso la caja por la que ahora discurre esta senda verde.


Tras cruzar un último tunel, abandonamos las cercanías del mar y dejamos la caja del antiguo ferrocarril, para seguir por un camino hasta las proximidades de la urbanización de Xivares donde damos por finalizado este recorrido.