martes, 8 de abril de 2014

Foces del Esva

FOCES DEL ESVA

TRAMO 1:  BUSTIELLO DE PAREDES - EL CABANON.





Dejamos el vehículo muy próximos a la localidad de San Pedro de Paredes.  A diferencia de nuestra visita hace unos años, vamos acercar el coche hasta el Sucu, donde la pista hormigonada cruza el Esva.  Nada más cruzar el puente tenemos un lugar indicado para poder aparcar y comenzar el recorrido.  En el punto que vemos en la foto y pegados al río Esva.




Continuamos por la pista hasta llegar a Bustiello de Paredes pequeño pueblo rodeado por el amplio meandro del Esva.
En Bustiello está el antiguo molino abandonado Casa de Mariello, en medio de un prado, cuyo desagüe se conserva a través del prado.




Abandonamos Bustiello por un camino que parte de las casas mas elevadas del pueblo en dirección este. Atravesamos zona de huertas y frutales que lucen las mejores galas con la llegada de la primavera.



El camino se introduce primero en un bosque de eucaliptos que posteriormente da paso a bosques autóctonos

Un poco más adelante sale un camino a la izquierda que lleva hasta la antigua central hidroeléctrica, unos carteles de madera nos lo indican perfectamente.
Un pequeño descenso nos hace llegar enseguida al punto donde nos encontramos con la boca de un túnel perforado en la montaña, que se trataba del canal que traía el agua del embalse situado aguas arriba del Esva y que se usaba para accionar las turbinas de la central.

Unos metros más abajo encontramos la abandonada central hidroeléctrica. 



El Esva en las inmediaciones de la central...



En su interior aún se encuentra casi toda su maquinaria oxidada y sólo válida para el desguace.





Volvemos sobre nuestros pasos hasta el cruce en el que tomamos el camino a la central y giramos a nuestra izquierda, en suave ascenso llegamos a un edificio de piedra que era el antiguo almacén de la central eléctrica y que se conoce como El Cabanón



El Cabanón se encuentra en una loma estratégicamente situada y cuyas dos laderas caen sobre el Esva que forma un enorme meandro.  Aguas arribas observamos la parte de la Foz del Esva que vamos a recorrer.



TRAMO 2:  EL CABANON - FOCES DEL ESVA - CALLERAS - EL CABANON




Ascendemos por la amplia loma entre ejemplares de roble, lo cual se agradece en una zona en la que abunda en exceso el eucalipto.



 Preciosa esta zona del Cabanon con las transparentes aguas del Esva a sus pies.



 Un poco más adelante nos encontramos otro cruce,   el camino de la izquierda asciende hasta la braña de Adrado (por el descenderemos a nuestro regreso).

Nosotros hemos de tomar el de la derecha. Un ancho camino tallado en la roca que se adentra en las foces.



Un vistazo atrás hacia la zona del Cabañón.



Atravesamos uno de los parajes más espectaculares de este día: el camino excavado en la roca, cuelga a media altura, dejando a nuestra derecha el vacío hasta el caudaloso río.



El río se encuentra encajonado entre impresionantes paredes que llegan a superar los 300 metros de altura.



El espectacular camino tallado en la roca, va perdiendo altura y acercándose al fondo de las foces




Ya estamos llegando a la altura del Esva.



El camino continúa circulando siempre paralelo al Esva.



Superamos continuos repechos.
El que vemos en la foto nos lleva a ganar cierta altura sobre el río y desde donde podemos ver perfectamente la antigua presa del Esva hacia la que tenemos que descender.



Restos de una caseta y de la maquinaría de la presa es todo lo que podemos encontrar.



Un vistazo aguas abajo desde el muro de la presa.



A partir de aquí comienza el nuevo tramo inaugurado hace unos años y que nos llevará hasta la población tinetense de Ese de Calleras, se trata de una espectacular sucesión de pasarelas colgadas sobre el río y escaleras de madera, que nos ayuda a salvar el hermoso y espectacular tramo de la ruta, siempre con el río a nuestra derecha









Como nos muestra la foto, son continuos los pequeños repechos.



En el punto que vemos en la foto, una larga escalinata nos hace ganar gran altura sobre el río.



Una vez ganada dicha altura, echamos un vistazo atrás para observar la foz del Esva que ya hemos superado.



La parte final de este  tramo discurre por un ancho camino entre un bosque de pinos.
El camino muere en la carretera que une las localidades de Ese de Calleras y Calleras. Descendemos el pequeño tramo que nos separa de Ese de Calleras y nos adentramos entre sus casas. 



Seguimos las marcas del PR AS II, que nos llevan por un camino situado en la margen derecha del arroyo Calleras.  En la ladera contaría podemos contemplar el soleyero pueblo de Calleras, hacia el que nos dirigimos.



El sendero termina en una carretera que nos da acceso al pueblo de Calleras. Justo en el punto donde nos incorporamos a la carretera nos encontramos con esta antigua edificación.
 Se trata de un "caleiro" o "caleyo", horno donde se calcinaba la piedra caliza para la obtención de cal.



También destaca de Calleras el gran número de molinos algunos tan bien conservados como este que vemos en la foto.



Pasamos junto a la Iglesia de San Martín de Calleras.  Es muy interesante la historia que llevó a su construcción.  Y es que a  finales del siglo XIX, el Marqués de Lema ofreció su apoyo e influencia aportando fondos para hacer o una  carretera o una nueva iglesia en Calleras.
El párroco de entonces, prefirió la segunda opción, comenzando de esta forma la construcción del edificio religioso más importante del concejo de Tineo por aquella época.
El retablo central y los que se encuentran en las capillas laterales, son los retablos barrocos más importantes del s.XVII, los cuales procedían del desaparecido monasterio cisterciense de Santa María de Lapedo del concejo de Belmonte de Miranda.  Las piezas de estas reliquias fueron transportadas hasta aquí en carros tirados por bueyes.



Siguiendo las marcas del PR AS 2 ascendemos por entre las casas de Calleras hasta ascender a Calleras de Arriba situadas en el extremo noroeste de la población.  
Mientras disfrutamos de las hermosas muestras de arquitectura popular de este hermoso pueblo del concejo de Tineo, como esta enorme panera construida en el año 1835, perteneciente a la Casa de Nicolás Riego que se encuentra a la izquierda de la foto y que data del año 1812 y que fue edificada alrededor de una torre del siglo XVI.



Vemos otra clásica construcción de esta zona de Asturias, que son las paneras situadas sobre las propias viviendas.



Junto a este edificio sale un ancho camino que hemos de tomar, y que esta perfectamente marcado con las pinturas del P.R. que nos alza por encima de este hermoso pueblo.



En la parte superior del camín tenemos estas preciosas vistas sobre Calleras y su valle.




El sendero entronca con una pista maderera a la altura del depósito de agua que abastece al pueblo. Unos metros por encima de el, tomamos una pista forestal que sin apenas desnivel se dirige en dirección noreste, atravesando primero un bosque de eucaliptos y luego uno de pinos.



Dejamos atrás las embarradas pistas forestales y tomamos un bonito sendero que a media ladera por una zona de monte bajo continúa en dirección norte, .



Circulamos en la dirección opuesta a la que habíamos recorrido cuando transitábamos por las foces del Esva, permitiéndonos ahora verlas a unos doscientos metros de altura por encima de ellas



Nos acompaña el colorido del brezo que hace mas bonito este tramo.



Hemos de alcanzar esa amplia collada que vemos al fondo.



Llegamos a dicha collada en la que enlazamos con el sendero que asciende hacia la braña vaqueira de Adrados la cual vemos en la parte superior de la foto.



Ahora nos toca realizar un fuerte descenso en busca del Cabañón, rodeados de brezos enormes y muy floridos.





Llegamos a la intersección donde esta mañana hemos tomado el camino que nos adentro en las foces del Esva.  Al fondo vemos el Cabañón.



Ya regresamos por camino conocido, no sin antes disfrutar del precioso emplazamiento donde se haya situado el Cabañón.




4 comentarios :

Giroa dijo...

Precioso recorrido, un lugar perfecto para perderse.

Gracias por la info y el repor, saludos.

Linares dijo...

Uno de mis sitios preferidos de Tineo. Buen reportaje y mejor explicado.

Nuberu dijo...

gracias por compartir, muy guapoo Joni, y el track????

Natalia A dijo...

Vaya guapa, y yo me la perdi. Haces unas fotos muy chulas